Compartir
Rafael Márquez (centro), capitán de México, alzó el trofeo de campeón de la Copa de la Concacaf, clasificatorio a la Copa Confederaciones de la FIFA del 2017 en Rusia, luego de vencer 3-2 en tiempos extras a Estados Unidos, este sábado en el Rose Bowl de Pasadena, California (foto Facebook de la Concacaf).

Pasadena, California, Estados Unidos (AFP). Con un golazo de Paul Aguilar cuando agonizaba la prórroga, México sentenció un tenso duelo ante su acérrimo rival de la CONCACAF y se impuso por 3-2 a Estados Unidos para conseguir el boleto a la Copa Confederaciones del 2017 en Rusia.

Un balón disputado en los linderos del área terminó elevándose y cayendo frente a Aguilar, quien realizó un disparo de volea a los 118 minutos y fusiló al arquero Brad Guzan.

“Este tipo de victorias de último momento saben mejor”, expresó el capitán de la selección mexicana, Rafael Márquez, luego del partido. “Se disfruta muchísimo ganarle a Estados Unidos, así que hay que gozarlo, disfrutar este momento”.

México había tenido la ventaja dos veces anteriores, incluida una en el alargue, en este cotejo realizado la noche de este sábado ante lleno completo de 93.723 espectadores en el estadio Rose Bowl de Pasadena, California, al suroeste de Estados Unidos.

Por México marcaron Javier Chicharito Hernández (10′), Oribe Peralta en el minuto 96′ del primer alargue, y Paul Aguilar el de la definición, en el 118′; mientras que por Estados Unidos anotaron Geoff Cameron (15′) y Bobby Wood (108′).

El encuentro que definió al representante de Concacaf en la Confederaciones fue ordenado después de que Estados Unidos ganara la Copa Oro 2013 y México levantara la edición 2015.

El entrenador interino de México, el brasileño Ricardo Tuca Ferreti, abrió con una sorpresiva formación de 3-4-3, con Oribe Peralta y Raúl Jiménez de punta, y el Chicharito Hernández flotando de un lado a otro del borde delantero, lo que creó múltiples dolores de cabeza a la defensa norteña.

Fue Hernández quien clavó la primera banderilla del partido en el minuto 10, en una jugada que partido desde media cancha cuando Paul Aguilar habilitó a Peralta.

El atacante del club América no se mostró goloso y luego de ingresar por la banda derecha pasó rasante a Hernández, quien remató con la derecha desde el centro por bajo, junto al palo izquierdo, batiendo a un desestabilizado Brad Guzan.

Apenas cinco minutos después, Estados Unidos consiguió el empate tras una jugada a balón parado.El capitán Michael Bradley centró perfecto al área para que apareciera Geoff Cameron y con un fuerte cabezazo la mandara al fondo, ante la algarabía de una parte de los 93.723 espectadores que colmaron el estadio.

El partido se calentó en el 34′, cuando el Gusano Guzan se abalanzó a las piernas de Peralta para matar un casi seguro gol, pero el encontronazo fue tan fuerte que sacó chispas, y los 22 jugadores estuvieron a punto de irse a los puños.

El árbitro salvadoreño Joel Aguiar sofocó el incendio con tarjeta amarilla a Peralta.

En la etapa complementaria, México salió con más agresividad y profundidad, mientras Estados Unidos optó por echarse atrás con línea de seis, y aguardar el contrataque, facilitando al Tri varias oportunidades que no pudo concretar, especialmente una en el 58′ que el Chicharito desaprovechó con toda la puerta por delante.

MÉXICO SUPERÓ A EE. UU.

México dominó a placer toda la segunda mitad, acorraló a sus rivales en la retaguardia, atacó, insistió, pero nunca pudo concretar porque en unos casos la falta de definición de sus atacantes y en otros el buen parado defensivo yanqui le cerraron la puerta al gol.

Agotados los 90 minutos oficiales se extendió el partido a dos tiempos extras de 15 minutos cada uno.

México no quitó el pie del acelerador y en el minuto 96 tuvo su recompensa, cuando Paul Aguilar habilitó con un centro a Peralta, para que éste rematara fuerte y batiera la puerta estadounidense con el gol que cambiaba el partido a un 2-1 y le hacía acariciar el pasaje hacia la cita de “Rusia 2017”.

Cuando la mayoría del público mexicano comenzaba a corear el conocido estribillo de “si se pudo, si se pudo”, apareció el joven Bobby Wood para lanzar un balde agua fría sobre el júbilo azteca, al aprovechar un centro de DeAndre Yedlin para marcar el gol del empate en el minuto 108.

Wood no estaba en la convocatoria inicial de Klinsmann, pero una imprevista lesión de Alejandro Bedoya le abrió las puertas del equipo justo en la tarde del viernes.

Ya el técnico alemán de los estadounidense, Jürguen Klinsmann, estaba perfilando el partido para la tanda de penales, cuando apareció la pierna derecha de Aguilar para mandar un potente disparo que acabó con las ilusiones de los locales y acabó con el sortilegio del alemán sobre equipos mexicanos.

En seis partidos previos, el Tri no había podido vencer a Klinsmann, quien este año perdió los dos compromisos más importantes del fútbol estadounidense.

Con este triunfo, el combinado mexicano se unió a otras cuatro selecciones que ya habían asegurado su presencia en la Confederacines y a espera de que lo logren los representantes de Asia, África y Europa, con el fin de completar a los ocho invitados al campeonato organizado cada cuatro años por la FIFA.

México figura ahora junto a Alemania, que asistirá como campeón del mundo, Rusia como organizador, Nueva Zelanda como monarca de Oceanía y Chile como el mejor de Suramérica.

Desde que FIFA tomó el mando del torneo previo al Mundial de Corea-Japón 2002, México asistirá por quinta vez al campeonato continental, pues ya estuvo en los torneos de Japón y Corea del Sur 2001, Alemania 2005, Brasil 2013 y ahora Rusia 2017, solo ausentándose en Sudáfrica 2009, edición a la que fueron los Estados Unidos y ocupar la segunda posición.

‘TUCA’ FERRETI: “MÉXICO HIZO MÁS PARA GANAR”

Tras concluir la final, el seleccionador de México, el brasileño Ricardo Tuca Ferretti, declaró que el triunfo de su equipo ante los estadounidenses fue “merecido”, ya que el Tri hizo “un poco más” para ganar y clasificarse a la Copa Confederaciones “Rusia 2017”.

El boleto para la Confederaciones coronó la gestión de Ferretti. El estratega brasileño tomó las riendas del Tri a mediados de este año, tras la salida de Miguel Herrera, destituido por agredir a un periodista.

“Creo que es un resultado merecido por lo que intentaron los jugadores, por lo que hicieron, por lo que buscaron y en los 120 minutos creo que nosotros hicimos un poco más de merecimientos para llevarnos el triunfo”, resumió Ferretti en la rueda de prensa.

El estratega señaló que, independientemente del resultado, el equipo le gusto mucho sobre todo por “su personalidad, su propuesta y todo lo que intentaron”. “Que tu equipo haga bien las cosas es muy satisfactorio”, reconoció el Tuca.

Ferretti, quien cumplió su tercer partido, de cuatro pactados, como entrenador interino, dijo que “entregar buenas cuentas” lo deja “tranquilo y satisfecho”.

“Me siento bien, muy contento y más tranquilo que cuando llegué. Me siento a gusto por haber cumplido, con los directivos y con la encomienda que teníamos junto con los jugadores de lograr el pase a la Confederaciones”, apuntó.

El timonel destacó el pase a los Juegos Olímpicos Río 2016 que también este día consiguió la selección mexicana Sub-22 y señaló que es un día feliz para todos pero pidió “no exagerar”, ni en los triunfos ni en las derrotas.

MÉXICO CON NUEVO TÉCNICO

Horas antes del encuentro ante Estados Unidos, la Federación Mexicana de Fútbol confirmó la contratación del colombiano Juan Carlos Osorio como nuevo entrenador del Tri.

El brasileño naturalizado mexicano recordó que Osorio, quien logró un acuerdo para dirigir a México, “asumirá el puesto y contará con el apoyo de todos en el fútbol mexicano y con este apoyo y su trabajo va a dar buenos resultados”.

“Osorio es una persona muy capacitada para sumir el control de la selección, ya lo conocerán, es una persona muy preparada, tal vez haya dudas, pero necesitamos que exista eso, el beneficio de la duda, Osorio vendrá y hará la cosas muy bien”, señaló.

Ferretti felicitó a su colega alemán, Jürgen Klinsmann, técnico de Estados Unidos y a sus jugadores, de quienes dijo, “hicieron un buen partido y fueron un digno rival”.

Andrés Guardado dedicó el triunfo al técnico Miguel Herrera, al portero Guillermo Memo Ochoa, Yasser Corona y Francisco Javier Maza Rodríguez, quienes fueron “parte de este grupo, que estuvieron en Copa de Oro y la sufrieron también”, pero guardó sus mejores elogios para el Tuca Ferretti por haberle hecho “volver a vibrar con el fútbol”.

“Es un entrenador que te deja huella”, agregó Guardado.

Ferretti, quien dirige a los Tigres en la liga local y este mes se medirá al Herediano por la Concacaf en Monterrey, ya dejó el cargo en la selección luego de un amistoso previsto para la semana próxima.

Por su parte, el seleccionador de Estados Unidos, el alemán Jürgen Klinsmann, comentó tras el partido que Estados Unidos pudo haber jugado mejor el segundo tiempo, pero que no tenía nada que decirle a sus detractores.

“No necesito decir nada. No estoy aquí para caerle bien a la gente. Estoy tratando de hacer un buen trabajo. Hago lo mejor que puedo de acuerdo a mi capacidad y dejo que la gente evalúe mi trabajo”, puntualizó Klinsmann.

En resumen, México es el campeón vigente de la Copa de Oro, el certamen regional de la Concacar, tras derrotar este año por 3-1 en la final a Jamaica.

Este sábado tuvo que medirse a Estados Unidos, vencedor en la cita zona del 2013, en la llamada de la Copa Concacaf para definir al representante de la zona en la Confederaciones, que se realizará en el 2017 en Rusia como antesala a la Copa del Mundo del 2018.

MÉXICO 3 – ESTADOS UNIDOS 2

Los equipos de México y Estados Unidos ingresan al estadio Rose Bowl, de Pasadena, para definir el clasificado de la Concacaf a la Copa Confederaciones de Rusia 2017. El línea costarricense Leonel Leal (tercero de derecha a izquierda) formó parte del equipo arbitral (foto Facebook de la Concacaf).
Los equipos de México y Estados Unidos ingresan al estadio Rose Bowl, de Pasadena, para definir el clasificado de la Concacaf a la Copa Confederaciones de Rusia 2017. El línea costarricense Leonel Leal (tercero de derecha a izquierda) formó parte del equipo arbitral (foto Facebook de la Concacaf).
Los seleccionados de México (izquierda) cantan su Himno Nacional, junto a los árbitros y el equipo de Estados Unidos, en el estadio Rose Bowl de Pasadena  (foto Facebook de la Concacaf).
Los seleccionados de México (izquierda) cantan su Himno Nacional, junto a los árbitros y el equipo de Estados Unidos, en el estadio Rose Bowl de Pasadena
(foto Facebook de la Concacaf).
La Selección de México que venció 3-2 a la de Estados Unidos y avanzó a la Copa Confederaciones 2017. Arriba: Rafael Márquez, Moisés Muñoz, Raúl Jiménez, Diego Reyes, Oribe Peralta y Héctor Moreno. Abajo: Héctor Herrera, Andrés Guardado, Paul Aguilar, Miguel Layún y Javier 'Chicharito' Hernández (foto Facebook de la Concacaf).
La Selección de México que venció 3-2 a la de Estados Unidos y avanzó a la Copa Confederaciones 2017. Arriba: Rafael Márquez, Moisés Muñoz, Raúl Jiménez, Diego Reyes, Oribe Peralta y Héctor Moreno. Abajo: Héctor Herrera, Andrés Guardado, Paul Aguilar, Miguel Layún y Javier ‘Chicharito’ Hernández (foto Facebook de la Concacaf).
Javier 'Chicharito' Hernández (izquierda) elude al marcador estadounidense DaMarcus Beasley. El goleador mexicano estuvo cerca del gol y anotó el 1-0 en el minuto 10 (foto Facebook de la Concacaf).
Javier ‘Chicharito’ Hernández (izquierda) elude al marcador estadounidense DaMarcus Beasley. El goleador mexicano estuvo cerca del gol y anotó el 1-0 en el minuto 10 (foto Facebook de la Concacaf).
Geoff Cameron (centro) festeja su gol de cabeza, que deparó el empate 1-1 en el dramático encuentro contra México (foto Facebook de la Concacaf).
Geoff Cameron (centro) festeja su gol de cabeza, que deparó el empate 1-1 en el dramático encuentro contra México (foto Facebook de la Concacaf).
Geoff Cameron (izquierda), defensor de Estados Unidos, rechaza un balón que pretendían Raúl Jiménez (centro) y Javier Hernández (foto Facebook de la Concacaf).
Geoff Cameron (izquierda), defensor de Estados Unidos, rechaza un balón que pretendían Raúl Jiménez (centro) y Javier Hernández (foto Facebook de la Concacaf).
Andrés Guardado (izquierda), de México, pelea el balón con Gyasi Zardes, de Estados Unidos (foto Facebook de la Concacaf).
Andrés Guardado (izquierda), de México, pelea el balón con Gyasi Zardes, de Estados Unidos (foto Facebook de la Concacaf).
Una asistencia récord de 93.723 aficionados se dio en la final de la Copa Concacaf entre México y Estados Unidos, en el estadio Rose Bowl, de Pasadena, California (foto Facebook de la Concacaf).
Una asistencia récord de 93.723 aficionados se dio en la final de la Copa Concacaf entre México y Estados Unidos, en el estadio Rose Bowl, de Pasadena, California (foto Facebook de la Concacaf).
El ariete Oribe Peralta (centro) se llena la boca de gol, luego de marcar el segundo gol mexicano a Estados Unidos, este sábado en el tiempo extra de la final de la Copa de la Concacaf, en el Rose Bowl de Pasadena, California, Estados Unidos (foto Facebook de la Concacaf).
El ariete Oribe Peralta (centro) se llena la boca de gol, luego de marcar el segundo gol mexicano a Estados Unidos, este sábado en el tiempo extra de la final de la Copa de la Concacaf, en el Rose Bowl de Pasadena, California, Estados Unidos (foto Facebook de la Concacaf).
Bobby Wood apenas tenía 10 minutos de haber ingresado como relevo en los tiempos extras y anotó para Estados Unidos el gol del empate 2-2. El joven ariete no estaba en los planes iniciales de Klinsmann, pero un imprevisto le abrió las puertas del equipo, apenas un día antes de la final de la Concacaf, en Pasadena (foto Facebook de la Concacaf).
Bobby Wood apenas tenía 10 minutos de haber ingresado como relevo en los tiempos extras y anotó para Estados Unidos el gol del empate 2-2. El joven ariete no estaba en los planes iniciales de Klinsmann, pero un imprevisto le abrió las puertas del equipo, apenas un día antes de la final de la Concacaf, en Pasadena (foto Facebook de la Concacaf).
Paul Aguilar (Nº 22) acaba de vencer al portero de Estados Unidos, Brad Guzan, para sentenciar la final 3-2, a solo dos minutos de finalizar los tiempos extras, en Pasadena, California (foto FIFA.com).
Paul Aguilar (Nº 22) acaba de vencer al portero de Estados Unidos, Brad Guzan, para sentenciar la final 3-2, a solo dos minutos de finalizar los tiempos extras, en Pasadena, California (foto FIFA.com).
Paul Aguilar celebra su valioso gol, que le deparó la agónica victoria 3-2 de México sobre Estados Unidos. El lateral derecho definió así el boleto directo a los aztecas, para participar en la Copa Confederaciones del 2017 en Rusia (foto Facebook de la Concacaf).
Paul Aguilar celebra su valioso gol, que le deparó la agónica victoria 3-2 de México sobre Estados Unidos. El lateral derecho definió así el boleto directo a los aztecas, para participar en la Copa Confederaciones del 2017 en Rusia (foto Facebook de la Concacaf).
Paul Aguilar (en el suelo) es felicitado por sus compañeros tras anotar el gol del triunfo 3-2 de México sobre Estados Unidos, que lamentaron los locales reunidos en el estadio Rose Bowl, de Pasadena (foto FIFA.com).
Paul Aguilar (en el suelo) es felicitado por sus compañeros tras anotar el gol del triunfo 3-2 de México sobre Estados Unidos, que lamentaron los locales reunidos en el estadio Rose Bowl, de Pasadena (foto FIFA.com).
Los jugadores y miembros del cuerpo técnico de México celebran la conquista del título de la Copa Concacaf 2015, que los clasificó a la próxima edición de la Copa Confederaciones de la FIFA, que se jugará en Rusia en el 2017 (foto Facebook de la Concacaf).
Los jugadores y miembros del cuerpo técnico de México celebran la conquista del título de la Copa Concacaf 2015, que los clasificó a la próxima edición de la Copa Confederaciones de la FIFA, que se jugará en Rusia en el 2017 (foto Facebook de la Concacaf).

FICHA TÉCNICA

Resultado: México 3 – Estados Unidos 2 (primer tiempo: 1-1). Se jugaron 120 minutos luego de que los 90 minutos finalizaron 1-1.

Fecha: Sábado 10 de octubre del 2015; 7:30 p. m. (hora tica).

Estadio: Rose Bowl, de Pasadena, California, Estados Unidos.

Goles: 1-0 (10′): Javier Chicharito Hernández (México), tras pase de Oribe Peralta. 1-1 (15′): Geoff Cameron (Estados Unidos), de cabeza, en un centro de Michael Bradley. 2-1 (96′): Oribe Peralta (México), luego de la asistencia de Paul Aguilar. 2-2 (108′): Bobby Wood (México), en un pase de DeAndre Yedlin. 3-2 (118): Paul Aguilar (México), asistido por José Rivas.

Árbitros: Joel Antonio Aguilar (El Salvador), central; Leonel Leal (Costa Rica) y Juan Francisco Zumba (El Salvador), asistentes.

Alineaciones:

México: Moisés Muñoz; Paul Aguilar, Diego Reyes, Héctor Moreno y Miguel Layún; Rafael Márquez (capitán) (José Arturo Rivas, a los 76′), Héctor Herrera, Andres Guardado (Javier Güemez López, a los 80′); Raúl Jiménez, Javier Chicharito Hernández (Jesús Corona Ruiz, a los 97′), Oribe Peralta. Técnico: Ricardo Tuca Ferretti (brasileño, naturalizado mexicano).

Estados Unidos: Brad Guzan; Fabián Johnson (Brad Evans, a los 111′), Geoff Cameron, Matt Besler y DaMarcus Beasley, Michael Bradley (capitán), Kyle Beckerman y Jermaine Jones; Gyasi Zardes (DeAndre Yedlin, a los 78′), Clint Dempsey y Jozy Altidore (Bobby Wood, a los 98′). Director técnico: Jürgen Klinsmann (alemán).

Amonestados: Paul Aguilar (21′), Oribe Peralta (35′), Héctor Moreno (43′) y Javier Güemez (95′), en México. Kyle Beckerman (52′) y Michael Bradley (87′), en Estados Unidos.

Asistencia: 93.723 espectadores.

Motivo: Final de la Copa de la Concacaf de Selecciones entre los monarcas regionales del 2013 y 2015. Con este triunfo, México se clasificó por la región a la Copa Confederaciones de “Rusia 2017”.

Dejar una respuesta