Compartir
Mark Geiger, árbitro de Estados Unidos, debió salir el 22 de julio custodiado ante el reclamo airado de los jugadores y cuerpo técnico de Panamá, por la sanción de un penal inexistente que favoreció el pase de México a la final de la Copa de Oro. El 'Tri' venció 2-1 , en el Georgia Dome de Atlanta, Estados Unidos (AFP).

La Confederación Norte, Centroamericana y del Caribe de Fútbol (Concacaf) revisará en forma minuciosa a su cuestionado departamento arbitral después de que sus silbateros registraron actuaciones polémicas en la última Copa de Oro disputada en Estados Unidos y Canadá.

La revisión ya está en marcha y será supervisada personalmente por el jerarca en ejercicio de la organización, el hondureño Alfredo Hawit, quien tiene 24 años de experiencia en administración arbitral, según expresó el organismo este jueves en un escueto boletín de prensa emitido desde su sede en Miami, Florida, Estados Unidos.

“La base de nuestro deporte es el juego limpio y debemos tomar las medidas necesarias para reforzar la importancia de este principio”, expresó Hawit.

“Esta revisión permitirá a la Confederación tomar el próximo paso hacia el mejoramiento del arbitraje en toda la región”, agregó el dirigente en el comunicado.

Según la Concacaf, la revisión incluirá “una evaluación de procesos para determinar tareas arbitrales para cada partido” y un detallado análisis de los estándares arbitrales en toda la región.

Este pronunciamiento de la Concacaf surgió luego de los polémicos arbitrajes que se presentaron durante la pasada Copa de Oro, certamen entre las 12 mejores selecciones de la región y que fue ganado por México al ganar 3-1 a Jamaica en la final.

El anuncio de la Concacaf para el comienzo de una evaluación que hará al interior de su Comité de Árbitros tiene la intención de despejar cualquier duda y, sobre todo, encontrar una mejora de cara al arranque de las eliminatorias al Mundial de Rusia 2018.

Será el propio Alfredo Hawit, mandamás interino de la Concacaf, quien encabezará la evaluación y los resultados que pueda arrojar.

Hawit fue elegido por todos los integrantes del Comité Ejecutivo del organismo tras la reunión que tuvieron el sábado anterior, un día ante de la final de la Copa de Oro, en Filadelfia (EE. UU.).

El presidente interino de la Concacaf, el hondureño Alfredo Hawit (derecha), junto al jerarca de la FIFA, el suizo Joseph Blatter, el 12 de abril del 2011 en una rueda de prensa en Tegucigalpa, Honduras (AFP).
El presidente interino de la Concacaf, el hondureño Alfredo Hawit (derecha), junto al jerarca de la FIFA, el suizo Joseph Blatter, el 12 de abril del 2011 en una rueda de prensa en Tegucigalpa, Honduras (AFP).

EL COMITÉ DE ÁRBITROS

Actualmente, el Comité de Árbitros está integrado por nueve miembros y solo se reúne una vez al año para hablar del arbitraje del área, sin profundizar en los polémicos fallos de los silbateros.

Lo presidente el estadounidense Sunil Gulati, jerarca de la Federación de Fútbol de Estados Unidos, y su vicepresidente es, precisamente, el catracho Alfredo Hawitt, quien además de presidir la Concacaf es secretario de la Federación de Honduras.

Un costarricense, Rodolfo Villalobos, quien es tesorero en la Federación Costarricense de Fútbol (Fedefútbol), es uno de los miembros de esta comisión arbitral de la Concacaf, junto al mexicano Rafael Mancilla, el canadiense Héctor Vergara, el jamaiquino Peter Prendergast, el estadounidense Essee Bahamast, el nicaragüense Donald Campos y el bahameño Stanley Darville.

Además, este Comité de Árbitros recibe asesoría de tres personajes más para designar a los cuerpos arbitrales en las distintas competencias de clubes y Selecciones. Uno es tico, el exportero Alfredo Whitaker, quien representa a Islas Caimán y es el director de árbitros de la Unión Caribeña de Fútbol.

Los otros son la canadiense Sonia Denoncourt, directora de arbitraje de la Concacaf, y el exárbitro Brian Hall, de Estados Unidos.

Sobre el tema, la Fedefútbol y la Federación Panameña de Fútbol pidieron la semana pasada la remoción de todo el personal que integra dicho Comité.

Tanto la Federación tica como la asociación canalera gestionaron que para la eliminatoria de la Concacaf al Mundial de Rusia 2018 se designen a jueces de la Confederación Suramericana de Fútbol.

Además, la Fedefútbol solicitó a la Concacaf que no le designe a los árbitros Jair Marrufo (Estados Unidos), Wálter López (Guatemala) y Joel Aguilar (El Salvador), así como los asistentes Gerson López (Guatemala) y Eric Boria (Estados Unidos), para los juegos eliminatorios o amistosos que dispute la Tricolor.

La semana pasada, el miércoles 22 de julio, la Concacaf dijo que los “errores humanos” eran “parte del juego” tras la revisión oficial de la polémica derrota de Panamá ante México, durante las semifinales de la Copa de Oro, en el Georgia Dome de Atlanta.

En dicho encuentro, el árbitro estadounidens Mark Geiger pitó un penal inexistente para México a dos minutos del final, que le dio la igualdad a los aztecas al transformarlo su capitán, Andrés Guardado. El Tri consiguió la victoria 2-1 en los tiempos extras por medio de otro tiro de penal, que también fue dudoso y que Guardado transformó en gol.

Días antes, el domingo 19 de julio, Costa Rica se vio perjudicada por el castigo de un penal en el minuto 124 del alargue contra México, que decretó el juez guatemalteco Walter López, por una falta también inexistente de Roy Miller contra el ariete azteca Oribe Peralta, en los cuartos de final en Nueva Jersey.

Por esa acción, que anotó igualmente Andrés Guardado desde el punto de penal, la Sele cayó 0-1 ante el Tri. A los pocos días, López admitió que fue un error pitar ese penal, que no había visto y que se basó en el reporte de su línea estadounidense Eric Boria.

Compartir
Artículo anteriorFavoritos inician con victoria camino en Europa League, Sampdoria cae goleada
Artículo siguienteHija de Maradona teme que la secuestren

Tiene 35 años de ejercer el periodismo deportivo. Estudió en la Universidad de Costa Rica, graduado en 1989. Laboró en Noticias Monumental, de Radio Monumental (1981-1983), y la oficina de prensa del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (1991-1992). Estuvo ligado al Grupo Nación, primero en la revista “Triunfo” (1983-1991 y 1992-1993), luego en los periódicos “Al Día” (1993-1995) y “La Nación” (1995-2014). Fue designado “Redactor del Año” de “La Nación” en 1997 y obtuvo el Premio Nacional “Pío Víquez” de Periodismo en 2007 y dos veces el Premio “Jorge Vargas Gené-Óscar Cordero Rojas” en 1993 (compartido) y 2013. Su especialidad son temas de historia y estadística del deporte nacional, especializado en datos de selecciones nacionales de fútbol y de los futbolistas costarricenses que juegan en el exterior. Desde 1995 escribe la columna “Buzón de Rodrigo”, en la que responde consulta de los lectores.

Tiene amplia experiencia en la cobertura de Mundiales de Fútbol en todas las categorías, así como de la Copa América 2011, la Copa de Oro del 2000 y la “Champions League” de la UEFA del 2000. Del 2010 al 2014 fue subeditor de Puro Deporte (“La Nación”), encargado de publicaciones deportivas especiales. Desde 1989 es corresponsal del semanario “France Football” de Francia y, desde 1990, integra la Federación Internacional de Historia y Estadísticas de Futbol en Alemania.

A partir del 2007 es miembro del jurado mundial del “Balón de Oro”, de la revista “France Football”, para elegir cada año al mejor jugador del mundo.

Dejar una respuesta