Compartir
Lixy Rodríguez (izquierda) ya disputó un Mundial Femenino de la FIFA, en "Canadá 2015", donde jugó de titular los tres partidos; ella desea volver para la cita mundialista de "Francia 2019". En la jugada, la lateral tica pelea el balón con Yumi Kang, de Corea del Sur, en el choque que concluyó 2-2 el 13 de junio del 2015, en Montreal, Canadá (foto FIFA.com).

El anhelo de pertenecer a la Selección Femenina de Costa Rica es un objetivo permanente en la vida de la mundialista Lixy María Rodríguez Zamora y, para ella, vale cualquier sacrificio personal, incluso llegar al extremo de renunciar a su trabajo, para participar en las giras de preparación con vistas a las competencias internacionales que se avecinan en los próximos años.

La futbolista, lateral izquierda de 26 años, vecina de San Miguel de Grecia, Alajuela, tenía siete meses de laborar para la empresa CEMEX de Costa Rica, luego de su experiencia profesional como legionaria en la Super Liga Femenina de España, con el Club Deportivo Santa Teresa de Badajoz, que le surgió tras intervenir en el Mundial de la FIFA “Canadá 2015” –allí jugó los tres partidos de la fase de grupos ante España, Corea del Sur y Brasil–.

Sin embargo, ante la negativa de sus superiores de darle permiso para participar como seleccionada local en los fogueos en el extranjero, ella intentó ampararse en la Ley del Deporte, que protege a los atletas que representan al país –excepto quienes laboran en la empresa privada–, pero la gestión no resultó. Se vio obligada a dar un mes de preaviso, a principios de marzo pasado, y posteriormente presentó su dimisión, para no faltar a la más reciente gira de la Tricolor en Kumamoto, Japón.

Se define como un día para nunca olvidar. Noticias tristes y alegres en un mismo día. ¡Qué triste saber que debes renunciar a un trabajo, porque quieres seguir cumpliendo tu sueño en el fútbol y no te permiten salir a representar a tu país en determinados momentos! Aquí, realmente, me doy cuenta cuanto amo este deporte y lo que soy capaz de hacer y dejar de hacer, por seguir cumpliendo mis sueños. Y, bueno, ahora a “pellejearla” de nuevo, porque solo el que ha pasado por esto sabe lo necesario que es que te brinden la mano, para seguir en esto que se llama fútbol femenino. Y debo aclarar no es que me regalen las cosas; yo trabajaba y me ganaba mi salario, pero nadie dijo que fuera fácil. Y, bueno, como el fútbol es tan lindo, hoy el ‘Barça’ me da una alegría entre tanta tristeza (ese día, el Barcelona goleó 6-1 al París Saint-Germain y logró la remontada histórica por 6-5, en los octavos de final de la Champions League). Sí, Dios está conmigo“, escribió Lixy el 8 de marzo, el día en que presentó su dimisión y dio un preaviso a la compañía CEMEX de Costa Rica, al publicarlo en sus cuentas de Facebook e Instagram; incluso lo acompañó con una imagen que dice textualmente: “Cuando en nuestra vida se cierra una puerta, Dios siempre nos abre otra”.

Esta realidad abre un nuevo debate en el fútbol femenino costarricense, que al seguir siendo amateur las jugadoras no pueden ser profesionales en el deporte que aman con pasión, por lo que deben combinarlo con sus ocupaciones profesionales, estudiantiles y familiares. Y algunas de ellas deben retirarse prematuramente de seguir practicándolo por dicha situación, dado que en la actividad no reciben salario –como el balompié masculino– y solo obtienen alguna beca o “ayuda social” del club.

En el caso de Lixy Rodríguez, ella se graduó hace dos años en la carrera de administración de negocios, en la Universidad de Ciencias Empresariales, de Alajuela, y curiosamente no pudo estar en su graduación, pues en el momento en que se realizó la ceremonia oficial disputaba su primera Copa Mundial de la FIFA que, en categoría mayor, se efectuó en “Canadá 2015”.

ENTREVISTA TELEFÓNICA A LIXY RODRÍGUEZ, REALIZADA POR EL SITIO “CRONICA.CR”.

Tras el fallido Preolímpico de Río 2016, la Selección de Costa Rica empezó a aprovechar las fechas del calendario de la FIFA para realizar juegos de preparación. Hace un año, el 11 de abril del 2016, Lixy Rodríguez (Nº 12) participó de la gira a China y allí se enfrentó a la seleccionada local, Tan Ruyin, en el juego que la Femenina igualó 1-1 en Qujing, China (foto de la Asociación de Fútbol de China para 'Cronica.cr').
Tras el fallido Preolímpico de Río 2016, la Selección de Costa Rica empezó a aprovechar las fechas del calendario de la FIFA para realizar juegos de preparación. Hace un año, el 11 de abril del 2016, Lixy Rodríguez (Nº 12) participó de la gira a China y allí se enfrentó a la seleccionada local, Tan Ruyin, en el juego que la Femenina igualó 1-1 en Qujing, China (foto de la Asociación de Fútbol de China para ‘Cronica.cr’).

Ahora, la oriunda de Grecia, Alajuela, desea regresar junto a sus compañeras a una segunda Copa del Mundo, en Francia 2019, por lo que no quiere perderse ningún encuentro internacional de fogueo, ni de las eliminatorias de la Concacaf, así como del próximo ciclo olímpico hacia los Juegos de Tokio 2020. Y eso la obligó a dimitir de su cargo para luchar por su sueño.

“Estar en un Mundial es el sueño que todo futbolista quiere vivir”, declaró Lixy antes del Mundial canadiense, en el que destacó como una de las mejores de la Tricolor según la FIFA (ver referencia más abajo), incluso dio la asistencia en el primer gol tico en una Copa del Mundo en categoría mayor, al darle el servicio preciso a la anotadora, Raquel Rodríguez Cedeño, en gran acción personal.

Dos años después, ante la circunstancia de perder su oficio por una decisión particular para continuar ligada al proceso deportivo, no pierde su actitud positiva y mira hacia adelante con el respaldo de su familia, compañeras, dirigentes y cuerpo técnico, tanto de la Tricolor como de su club, el subcampeón Deportivo Saprissa.

“Estoy bastante tranquila… Cuando regresé de jugar en España, busqué un trabajo para mantenerme en el fútbol y poder apoyar económicamente a mi familia y a mis papás. Me coloqué en CEMEX y estaba muy contenta porque estaba ejerciendo mi profesión. Era motivante de que ya no tenía que pedirle plata a mi papá, pues ya podía asumir los gastos para poder ir a entrenar. Pero solo tenía dos meses de laborar ahí, cuando me llegó la convocatoria para asistir a un fogueo en Brasil, pero no obtuve el permiso”, detalló Lixy en entrevista al sitio Cronica.cr.

“Cuando en enero pasado –prosiguió su relato– les comenté a mis jefes que me habían convocado a la Selección para viajar a una gira a Japón, volví a recibir la negativa de que no me podían dar el permiso. Yo pensaba mucho en el futuro, en mi trabajo y en el fútbol, que tengo que aprovecharlo, porque se me presentan oportunidades que no sé si se volverán a dar”. Lo anterior obligó a Rodríguez a dimitir de su empleo, en el departamento de Mantenimiento de Flota, de CEMEX de Costa Rica, cuando solo tenía siete meses de laborar en esa compañía privada.

“Fue muy difícil, pero tuve que tomar la decisión. En la vida, a veces nos equivocamos o tomamos las mejores decisiones. No podía seguir estando en un lugar donde no me apoyaban. Era una situación totalmente contradictoria, porque siempre voy a querer estar en la Selección, pero en mi trabajo no me quisieron ayudar y por eso tuve que tomar una decisión bastante complicada”.

“Por eso, mis excompañeros de trabajo me dieron el respaldo y me dijeron que tomé la mejor decisión. Mis compañeras en la Selección me manifestaron que era lamentable de que pasen estas situaciones a las futbolistas del país. Es importante poder tener un trabajo que te apoyen y que valoren el esfuerzo que cada un de nosotras hacemos… Y lo más importante, es que cuento con el apoyo de mi familia”, declaró con convicción.

Su amor por el fútbol nació desde que lo jugaba en la escuela de San Miguel de Grecia, Alajuela, siempre al lado de hombres. “Donde vivo es apartado del centro de Grecia y no sabía que existían equipos femeninos y menos una Selección, eso hizo que no pensará en jugar profesionalmente al fútbol”, admitió.

En el 2009, tras hablar con su excompañera de colegio, Raquel Rodríguez Vázquez –ya retirada del balompié–, ella recibió una invitación a la edad de 18 años para hacer pruebas en la reserva y la Segunda División de UCEM de Alajuela; gracias a su talento y ambición, fue rápidamente ascendida al primer equipo.

No había tenido, en esos años, ningún proceso de Selección Nacional, pero recibió su primera convocatoria a la Tricolor en el 2011, que le formuló la entonces seleccionadora, Karla Alemán, con motivo de un Torneo de la Uncaf. Desde entonces, no ha dejado de pertenecer al equipo y ya acumula un total de 64 encuentros internacionales de clase A, incluidos los tres que registró como titular en el Mundial de la FIFA en “Canadá 2015”.

En su más reciente gira con la Sele, en Kumamoto, Japón, Lixy participó en los dos partidos amistosos, que se perdieron por goleada ante la vigente subcampeona del mundo por 3-0 y 5-0. “Estos dos partidos nos hicieron ver que aún nos queda mucho por trabajar para mejorar, más si tomamos en cuenta que estamos pensando en la eliminatoria mundialista”, comentó la defensora.

A pesar de haber caído dos veces ante las asiáticas, Lixy y sus compañeras de la Tricolor ven con muy buenos ojos estos fogueos, ya que les permite darse cuenta de la realidad futbolística en la que se encuentran, para poder definir los errores a mejorar.

“Necesitamos mantener más el balón, debido a que nos cuesta proponer y no tenemos una idea clara. Quizá nos escondemos y no buscamos hacer una mejor opción de juego, por lo que definitivamente estos fogueos nos ayudan a eso, a ir creando la confianza que necesitamos como equipo”, apuntó Rodríguez.

Aunque los rivales a enfrentar el año entrante en la eliminatoria mundialista de la Concacaf, hacia la Copa de FIFA de “Francia 2019″, son muy diferentes a los duelos que tuvieron con Japón, la lateral izquierdo de la Selección Femenina aseguró que el fogueo les ayudó para aumentar el rendimiento en el terreno de juego.

“Esta gira nos ayuda a mejorar, porque si logramos afinar y poner en práctica todas las enseñanzas que nos dejan estos partidos y trabajamos duro en remediar esos pequeños detalles, nos ayudará durante toda la eliminatoria mundialista”, reseñó Lixy Rodríguez.

Cuando está lejos del fútbol, en sus ratos libres, a la segunda integrante de una familia de tres hermanos le agrada madrugar, para ordeñar a las vacas y ayudar en el proceso de producción, en la lechería que administra su padre, Oscar Rodríguez.

“Soy una persona luchadora y humilde. Cuando me propongo alcanzar una meta que tengo en mi mente, doy todo de mí y la pongo en manos de Dios, porque sé que siempre está conmigo”, expresó la futbolista saprissista en el sitio Fedefútbol.com.

“DECEPCIONANTE” Y “LAMENTABLE”

Al preguntarle sobre el tema, el periodista Diego Brenes, director de Selecciones Nacionales de la Fedefútbol, lamentó que la misma situación que vivió Lixy Rodríguez al tener que dimitir a su trabajo para atender las convocatorias de la Tricolor, la sufren los integrantes de otros representativos nacionales a la hora de acudir a las competencias oficiales en la región o a nivel mundial.

“Lastimosamente son realidades que viven no solo las jugadoras de fútbol femenino, sino también los de Futsal y fútbol playa”, recordó Brenes a Cronica.cr. “En la Federación –prosiguió–, hemos tratado de acercarnos a los patronos, por ejemplo para el Mundial de Futsal, para que ellos entiendan un poco las ilusiones del jugador y la necesidad de contar con los mejores jugadores, para que esto se pueda combinar con las responsabilidades laborales”.

Por su parte, Amelia Valverde, entrenadora de Costa Rica, también se mostró dolida porque la jugadora, Lixy Rodríguez, no recibió permiso de su trabajo para asistir a las giras de la Tricolor en el exterior, que la obligó a dimitir de su puesto en Cemex de Costa Rica para poder viajar al reciente fogueo en Japón.

“El año pasado tuvimos jugadoras como Lixy Rodríguez que, por su trabajo, no nos pudieron acompañar al viaje en Brasil. Son cosas que pasan y que entendemos. Ahora, hubo otras jugadoras que aprovecharon la oportunidad de ir a Japón”, explicó Valverde hace 15 días antes de partir a la gira asiática a Kumamoto.

La estratega calificó de “decepcionante” el asunto de la lateral izquierda del Saprissa. “Nos duele que haya jugadoras que se han esforzado para sacar su carrera y obtener su trabajo para estabilizarse económicamente, pero que tienen que dejar este tipo de responsabilidades para seguir su sueño en el fútbol”, expuso la seleccionadora de los equipos femeninos del país.

Aunque en su opinión se debe “respetar” la política de la empresa donde laboraba Lixy –CEMEX de Costa Rica–, Amelia Valverde dijo que lamenta que no se evaluara el caso de la mundialista con más detenimiento, debido a que se trata de una seleccionada nacional.

“La Fedefútbol intercedió en su caso, a través del departamento legal y la dirección de Selecciones Nacionales. Se intentó el año pasado y no hubo respuesta positiva de su trabajo. Me duele que ella tuvo que dejar el trabajo. Hay decisiones que se deben tomar, pero ojalá esa Ley del Deporte cobijara mejor a los jugadoras y a todos los atletas”, puntualizó la directora técnica de la Sele.

El sitio Crónica.cr también le solicitó una opinión a Shirley Cruz, capitana de la Sele y del París Saint-Germain, sobre la situación de Lixy Rodríguez. La referente del fútbol femenino tico manifestó  que “lo sucedido con Lixy es un hecho en el cual el Gobierno debería de imponer alguna ley para todas las empresas, públicas y privadas, para que dejen a todas las jugadoras ir a representar al país en cualquier competición internacional”.

Cruz agregó que “Lixy es una víctima de la crueldad que viven los deportistas o artistas en Costa Rica, así que ahora que están en campaña electoral deberían hacer algo para tratar de mejorar esa situación injusta que viven muchos atletas”.

De inmediato, Shirley resaltó que “la mayoría de los deportistas o artistas decimos que, al final de todo, es un orgullo representar al país, por lo que esperamos como mínimo recibir ese respaldo por parte de los políticos y las autoridades en nuestro país”.

Entre tanto, otra compañera de Lixy Rodríguez, la seleccionada Wendy Acosta, deploró que la empresa donde ella trabajaba “se haya pasado por encima la Ley del Deporte, que ampara a los atletas con trabajo que representen al país”, en alusión a su renuncia de CEMEX Costa Rica para viajar con la Tricolor a Japón.

“Es un tema complicado. Lixy Rodríguez tuvo que renunciar a su empleo y es difícil porque, en su caso, debió elegir entre el trabajo y lo que ama hacer, que es jugar al fútbol. ¡Qué lamentable que no la dejen tener la oportunidad de representar a tu país, a los mismos compañeros de trabajo y a sus propios jefes!”, se quejó.

Acosta dijo que “es admirable” la actitud de su compañera, que nunca abandonó su sueño en este deporte, a pesar de que no se le brindó el respectivo permiso para viajar al fogueo en Japón. “Lixy nos da un mensaje a todos de que va por un sueño, a pesar de la situación que hay en el fútbol femenino, que no nos da de comer y solo se recibe una ayuda social. Tenemos que cuidar nuestros trabajos y, a la vez, representar al país, pero que en casos como el de Lixy todo llega a complicarse”, subrayó.

La mundialista de “Canadá 2015” aceptó que se ha perdido mucho talento joven en la actividad, porque la deben dejar para cumplir con sus obligaciones personales. Sin embargo, añadió, el retiro de esta disciplina no es una opción que consideran viable, pues ella y sus colegas no quieren desatender la lucha que han ejercido en este deporte, con el fin de provocar los cambios que se necesitan para buscar el desarrollo del balompié femenino.

A manera de comparación, el caso de Wendy Acosta es totalmente opuesto al de Lixy Rodríguez. La futbolista de Moravia, quien se dedica a la educación secundaria, declaró que topó con suerte porque en los dos colegios privados que ha laborado encontró el apoyo de sus jefes inmediatos y no ha tenido que renunciar a las convocatorias que ha recibido para asistir a torneos oficiales.

UNA RENUNCIA “VOLUNTARIA” Y “PERSONAL” 

Para ampliar el panorama sobre este caso, el sitio Crónica.cr intentó conseguir la versión de CEMEX de Costa Rica sobre su negativa a darle la autorización a Lixy Rodríguez para que estuviera en los juegos de preparación de la Femenina y no corriera el riesgo de perder su puesto en esta empresa productora de cemento y concreto premezclado, primero durante la gira de diciembre pasado a la Copa Internacional de Manaos, Brasil y luego en el fogueo de este mes en Japón; pero no fue posible.

Su jefe inmediato, Adrián Porras, en el departamento de Mantenimiento de Flota –cerca del lugar de entrenamiento de la futbolista en el Complejo Deportivo de la Fedefútbol-Plycem, en San Rafael de Alajuela–, declaró que no tenía ningún comentario que brindar sobre el tema y que era un asunto estrictamente del departamento de Recursos Humanos de CEMEX.

Igualmente, se le consultó sobre este caso a Melania García, de la división de Recursos Humanos de dicha compañía, pero ella indicó que no estaba autorizada para dar alguna información al respecto y que lo hiciera directamente con Christina Solano Méndez, gerente de Desarrollo Comercial, Relaciones Corporativas y Planeación, quien la brindó a través de un corto correo electrónico.

“Efectivamente, la señorita Lixy Rodríguez laboró con nosotros del 6 de setiembre del 2016 y su fecha de salida se dio el 30 de marzo del 2017, dando el respectivo preaviso de ley. Su renuncia fue de manera voluntaria y por decisión personal”, detalló Solano al responder la consulta de Cronica.cr, sin entrar en más detalles sobre los motivos que mediaron en la empresa privada al negarle el consentimiento para que ella se pudiera integrar al seleccionado patrio, que viajó a los fogueos internacionales en Brasil y Japón.

CEMEX de Costa Rica es una compañía de materiales para la industria de la construcción, filial de la mexicana CEMEX, que produce cemento, cal y concreto. Es dueña de la planta de cemento en Colorado de Abangares, Guanacaste –ubicada cerca del Puerto Caldera, en Esparza, Puntarenas–, además de de un molino de cemento en el área metropolitana de San José, de una cantera de agregados y de siete plantas de concreto.

Estas imágenes de Lixy Rodríguez el pasado 30 de marzo con sus excompañeros del departamento de Mantenimiento de Flota, en el día de su último día de trabajo en CEMEX de Costa Rica. "Una experiencia más. Mi primer trabajo que recordaré por siempre y lo bonito es conocer grandes personas y compañeros... Un placer ser compañera de ustedes. Dios me bendice siempre", escribió en su Facebook (fotos Facebook de Lixy Rodríguez).
Estas imágenes de Lixy Rodríguez el pasado 30 de marzo con sus excompañeros del departamento de Mantenimiento de Flota, en el día de su último día de trabajo en CEMEX de Costa Rica. “Una experiencia más. Mi primer trabajo que recordaré por siempre y lo bonito es conocer grandes personas y compañeros… Un placer ser compañera de ustedes. Dios me bendice siempre”, escribió en su Facebook (fotos Facebook de Lixy Rodríguez).

LEY NO PROTEGE A ATLETAS DE EMPRESAS PRIVADAS

Cuando convocan a un atleta que es funcionario público o estudiante para representar al país dentro de una Selección Nacional, podrá gozar del permiso correspondiente para hacerse presente a los entrenamientos y participar en la competencias internacionales. Así lo acoge la Ley Nº 7800, la Ley de Creación del Instituto Costarricense del Deporte y la Recreación (Icoder) y su Régimen Jurídico, más conocida como la Ley del Deporte.

Sin embargo, dicha legislación no protege al deportista que proviene de la empresa privada. Una situación que ya sufrieron, recientemente, dos seleccionados de la Fedefúbol. El primer caso es el del limonense Danny Johnson, quien renunció a su empleo para poder participar –entre marzo y abril del 2015– en la eliminatoria de la Concacaf hacia el Mundial de Fútbol Playa “Portugal 2015”; y el segundo hecho se dio con la futbolista Lixy Rodríguez, quien tuvo que hacer lo mismo para intervenir en los fogueos de la Femenina, en ruta a la clasificación al Mundial de “Francia 2019” y el ciclo olímpico a los Juegos de “Tokio 2020”.

“La Ley del Deporte deja al descubierto a los seleccionados nacionales que trabajan en el sector privado”, admitió el periodista Franklin Solís, vocero de prensa del Icoder.

“Esta es una de las lagunas de la ley, quizá como resultado de su aprobación, sin mayores discusiones y a golpe de tambor, al cierre del periodo legislativo, el 30 de abril de 1998”, agregó Solís.

“Por lo pronto, lo único que pueden hacer los empleados del sector privado llamados a una Selección Nacional y que tengan que acudir a concentraciones o salir del país, si no cuentan con la buena voluntad de sus patronos, es solicitar vacaciones o permisos sin goce de salario”, explicó el comunicador.

En resumen, esta Ley Nº 7800 establece lo siguiente:

Artículo 36.- Los funcionarios públicos o estudiantes regulares de cualquier nivel del sistema educativo, que sean convocados a una Selección Nacional o para representar a Costa Rica en una competencia deportiva internacional, tendrán derecho a disfrutar de permiso para entrenar, desplazarse y permanecer en concentración de conformidad con el reglamento de la presente ley. Las asociaciones anónimas deportivas referidas en la presente ley, estarán obligadas a ceder en préstamo a sus atletas o deportistas, para que participen en las Selecciones Nacionales que representen a Costa Rica en torneos oficiales.

Artículo 37.- El goce de permiso no afectará la continuidad de la relación de trabajo, empleo o escolaridad, según el caso, y las personas o entidades respectivas están obligadas a otorgarlos. Dichos permisos no podrán exceder de 90 días naturales en un lapso de un año.

Artículo 38.- Para poder participar en competencias en el territorio nacional o el extranjero, el deportista deberá contar con un seguro que cubra los riesgos para la salud derivados de la disciplina deportiva correspondiente, el cual deberá cubrir la respectiva asociación o federación.

LIXY RODRÍGUEZ EN LA RECIENTE GIRA DE LA FEMENINA EN JAPÓN

Lixy Rodríguez con parte del plantel de jugadoras de la Selección de Costa Rica, hace dos semanas, antes de su salida a Japón, en el aeropuerto internacional Juan Santamaría, de Alajuela. Arriba: María Fernanda Chavarría, Karla Villalobos, Wendy Acosta, Mariana Benavides, Cristín Granados, Diana Sáenz, Raquel Rodriguez y María José Morales. Abajo: Mariela Campos, Indira González, Lixy Rodríguez y Gloriana Villalobos (foto Facebook de la Fedefútbol).
Lixy Rodríguez con parte del plantel de jugadoras de la Selección de Costa Rica, hace dos semanas, antes de su salida a Japón, en el aeropuerto internacional Juan Santamaría, de Alajuela. Arriba: María Fernanda Chavarría, Karla Villalobos, Wendy Acosta, Mariana Benavides, Cristín Granados, Diana Sáenz, Raquel Rodriguez y María José Morales. Abajo: Mariela Campos, Indira González, Lixy Rodríguez y Gloriana Villalobos (foto Facebook de la Fedefútbol).
Seleccionadas del Saprissa rumbo a la gira tricolor a Kumamoto, Japón. De izquierda a derecha: Mariela Campos, Daniela Cruz y Lixy Rodríguez (foto Facebook del Saprissa).
Seleccionadas del Saprissa rumbo a la gira tricolor a Kumamoto, Japón. De izquierda a derecha: Mariela Campos, Daniela Cruz y Lixy Rodríguez (foto Facebook del Saprissa).
Seleccionadas ticas a su llegada al Aeropuerto Internacional de Haneda, puerta de entrada al país asiático en Ota-ku, uno de los 23 barrios especiales de Tokio, Japón. De izquierda a derecha: Indira González, Diana Sáenz, Lixy Rodríguez y Karla Villalobos (foto Facebook de Lixy Rodríguez).
Seleccionadas ticas a su llegada al Aeropuerto Internacional de Haneda, puerta de entrada al país asiático en Ota-ku, uno de los 23 barrios especiales de Tokio, Japón. De izquierda a derecha: Indira González, Diana Sáenz, Lixy Rodríguez y Karla Villalobos (foto Facebook de Lixy Rodríguez).
La delegación de Costa Rica es recibida por autoridades de la Asociación de Fútbol de Japón, a su llegada al al Aeropuerto Internacional de Haneda, en Ota-ku, de Tokio, Japón. De izquierda a derecha: Melissa Herrera, María José Morales, Lixy Rodríguez, Daniela Cruz y Mariela Campos; atrás, el asistente técnico Harold López (foto Facebook de la Fedefútbol).
La delegación de Costa Rica es recibida por autoridades de la Asociación de Fútbol de Japón, a su llegada al al Aeropuerto Internacional de Haneda, en Ota-ku, de Tokio, Japón. De izquierda a derecha: Melissa Herrera, María José Morales, Lixy Rodríguez, Daniela Cruz y Mariela Campos; atrás, el asistente técnico Harold López (foto Facebook de la Fedefútbol).
La delegación de Costa Rica a su llegada el viernes 7 de abril en Kumamoto, Japón, recibida por autoridades del gobierno local y de la Asociación de Fútbol de Japón (foto Facebook de la Asociación de Fútbol de Japón).
La delegación de Costa Rica a su llegada el viernes 7 de abril en Kumamoto, Japón, recibida por autoridades del gobierno local y de la Asociación de Fútbol de Japón (foto Facebook de la Asociación de Fútbol de Japón).
La Selección de Costa Rica que se midió el 9 de abril a su similar de Japón, en Kumamoto, donde perdió 3-0 por la Copa Kirin Challenge. De pie: Carol Sánchez, Mariana Benavides, María José Morales, Raquel Rodríguez Cedeño, Cristín Granados y Dinnia Díaz. Abajo: Gloriana Villalobos, Shirley Cruz, Lixy Rodríguez, Melissa Herrera y Karla Villalobos (foto Facebook de la Fedefútbol).
La Selección de Costa Rica que se midió el 9 de abril a su similar de Japón, en Kumamoto, donde perdió 3-0 por la Copa Kirin Challenge. De pie: Carol Sánchez, Mariana Benavides, María José Morales, Raquel Rodríguez Cedeño, Cristín Granados y Dinnia Díaz. Abajo: Gloriana Villalobos, Shirley Cruz, Lixy Rodríguez, Melissa Herrera y Karla Villalobos (foto Facebook de la Fedefútbol).
La salida de los equipos de Costa Rica y Japón para jugar el partido amistoso, por la Copa Kirin Challenge, el 9 de abril en Kumamoto, Japón. El cuadro nacional lo encabeza su capitana Shirley Cruz (derecha), acompañada por Dinnia Díaz, Lixy Rodríguez, Karla Villalobos y demás integrantes de la Tricolor (foto Facebook de la Fedefútbol).
La salida de los equipos de Costa Rica y Japón para jugar el partido amistoso, por la Copa Kirin Challenge, el 9 de abril en Kumamoto, Japón. El cuadro nacional lo encabeza su capitana Shirley Cruz (derecha), acompañada por Dinnia Díaz, Lixy Rodríguez, Karla Villalobos y demás integrantes de la Tricolor (foto Facebook de la Fedefútbol).
En el cierre del juego Japón-Costa Rica, Lixy Rodríguez (Nº 12) no llega a tiempo al cierre en esta acción, que culminó con el tercer gol nipón, logrado por Yuka Momiki al minuto 82, el 9 de abril en Kumamoto, Japón (foto Sports Hochi, de Japón).
En el cierre del juego Japón-Costa Rica, Lixy Rodríguez (Nº 12) no llega a tiempo al cierre en esta acción, que culminó con el tercer gol nipón, logrado por Yuka Momiki al minuto 82, el 9 de abril en Kumamoto, Japón (foto Sports Hochi, de Japón).
Al regresar a Costa Rica, el pasado 12 de abril, las seleccionadas Mariela Campos (izquierda) y Lixy Rodríguez se encontraron en el Aeropuerto Internacional de Los Ángeles, California, Estados Unidos, con Dave Batista, exfisicoculturista, actor y luchador profesional estadounidense (foto Facebook de Mariela Campos).
Al regresar a Costa Rica, el pasado 12 de abril, las seleccionadas Mariela Campos (izquierda) y Lixy Rodríguez se encontraron en el Aeropuerto Internacional de Los Ángeles, California, Estados Unidos, con Dave Batista, exfisicoculturista, actor y luchador profesional estadounidense (foto Facebook de Mariela Campos).

LIXY ELOGIADA POR LA FIFA

A nivel individual, la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA) elogió en su informe técnico del último Mundial Femenino de “Canadá 2015” a la lateral izquierdo Lixy Rodríguez, dentro de las tres jugadores de Costa Rica las que consideraron las más destacadas del plantel tico en la cita universal. Las otras fueron la ariete Raquel Rodríguez Cedeño (Sky Blue FC, Estados Unidos) y la volante y subcapitana Katherine Alvarado (Saprissa). Al final, la Tricolor quedó eliminada en el grupo E, de la primera ronda, y ocupó el puesto 18 entre 24 países participantes.

LIXY RODRÍGUEZ: LATERAL CON PESO ESPECÍFICO, DIFÍCIL DE SUPERAR EN EL UNO CONTRA UNO Y QUE SUBE LA BANDA CON FACILIDAD”; ANALISTAS DE LA FIFA.

Lixy Rodríguez lamenta la eliminación de Costa Rica en el Mundial Femenino de la FIFA "Canadá 2015", tras el revés 0-1 en el duelo contra Brasil. Sucedió el 17 de junio del 2015 en Moncton, New Brunswick, Canadá (foto AFP).
Lixy Rodríguez lamenta la eliminación de Costa Rica en el Mundial Femenino de la FIFA “Canadá 2015”, tras el revés 0-1 en el duelo contra Brasil. Sucedió el 17 de junio del 2015 en Moncton, New Brunswick, Canadá (foto AFP).

*****

ESPAÑA 1 – COSTA RICA 1

Lixy Rodríguez (Nº 12), lateral izquierda de Costa Rica, gana la banda ante la vigilancia de la española Natalia Pablos, el 9 de junio del 2015 por la primera fecha del grupo E del Mundial de la FIFA, en Montreal, Canadá (foto Eidan Rubio, de la Real Federación Española de Fútbol).
Lixy Rodríguez (Nº 12), lateral izquierda de Costa Rica, gana la banda ante la vigilancia de la española Natalia Pablos, el 9 de junio del 2015 por la primera fecha del grupo E del Mundial de la FIFA, en Montreal, Canadá (foto Eidan Rubio, de la Real Federación Española de Fútbol).

COREA DEL SUR 2 – COSTA RICA 2

Lixy Rodríguez (derecha) jugó los tres partidos como titular en el Mundial Femenino de la FIFA. Aquí sale a la marca de la volante surcoreana Yumi Kang, en el juego que finalizó 2-2 el 13 de junio del 2015, en Montreal, Canadá (foto FIFA.com).
Lixy Rodríguez (derecha) jugó los tres partidos como titular en el Mundial Femenino de la FIFA. Aquí sale a la marca de la volante surcoreana Yumi Kang, en el juego que finalizó 2-2 el 13 de junio del 2015, en Montreal, Canadá (foto FIFA.com).

COSTA RICA 0 – BRASIL 1

Costa Rica quedó eliminada del Mundial Femenino de la FIFA "Canadá 2015", tras caer 0-1 el 17 de junio del 2015. En la acción, la lateral tica Lixy Rodríguez (Nº 12) lucha por el balón contra la volante brasileña Maurine, en el duelo de cierre del grupo E, en Moncton, New Brunswick, Canadá; más atrás su compañera, Raquel Rodríguez Cedeño (foto de Franck Fife, de AFP).
Costa Rica quedó eliminada del Mundial Femenino de la FIFA “Canadá 2015”, tras caer 0-1 el 17 de junio del 2015. En la acción, la lateral tica Lixy Rodríguez (Nº 12) lucha por el balón contra la volante brasileña Maurine, en el duelo de cierre del grupo E, en Moncton, New Brunswick, Canadá; más atrás su compañera, Raquel Rodríguez Cedeño (foto de Franck Fife, de AFP).

LIXY EN DATOS

Nombre: Lixy María Rodríguez Zamora.
Edad: 26 años.
Nacimiento: 4 de noviembre de 1990, en Grecia, Alajuela.
Estatura: 1,52 metros.
Peso: 50,7 kilos.
Club actual: Deportivo Saprissa (desde el 2016).
Equipos anteriores: UCEM de Alajuela (2009-2015) y C. D. Santa Teresa de Badajoz, de España (2015-2016).
Posición: Defensa; lateral izquierda de la Selección Femenina de Costa Rica.
Trayectoria mundialista: Mundial Mayor de la FIFA “Canadá 2015”.
Número en la camiseta: 12.
Juegos internacionales clase A: 64 (desde el 2011).
Goles anotados con la Tricolor: Dos.
Labor en el Mundial de “Canadá 2015”: Tres partidos, 270 minutos jugados, una asistencia de gol, un remate a marco y dos faltas cometidas.
Ídolos en el fútbol: Jonathan McDonald (Alajuelense), Cristian Gamboa (Celtic Glasgow, Escocia), Andrea Pirlo (New York City FC, Estados Unidos) y Lionel Messi (FC Barcelona, España).
Clubes que sigue: Liga Deportiva Alajuelense, FC Barcelona (España) y Juventus de Turín (Italia).
Comida favorita: Los canelos con atún.
Pasatiempos: Escuchar música, dormir, pasear a las nacidas de agua de San Miguel de Grecia y estar en la casa. También ordeñar vacas en la lechería de su padre, Óscar Rodríguez; y jugar voleibol, el deporte que su madre, Denia Zamora, practicaba de joven.

FUENTES CONSULTADAS: Páginas de la Fedefútbol, Lixy Rodríguez, Saprissa, Diego Brenes (Fedefútbol), Franklin Solís (Icoder), Concacaf, FIFA, Asociación de Fútbol de Japón, CEMEX de Costa Rica, Mariela Campos y YouTube.

Compartir
Artículo anteriorCristiano Ronaldo, primer goleador centenario en Europa
Artículo siguienteShirley Cruz ilusionada por su octava semifinal de Champions (galerías)
Tiene 35 años de ejercer el periodismo deportivo. Estudió en la Universidad de Costa Rica, graduado en 1989. Laboró en Noticias Monumental, de Radio Monumental (1981-1983), y la oficina de prensa del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (1991-1992). Estuvo ligado al Grupo Nación, primero en la revista “Triunfo” (1983-1991 y 1992-1993), luego en los periódicos “Al Día” (1993-1995) y “La Nación” (1995-2014). Fue designado "Redactor del Año" de “La Nación” en 1997 y obtuvo el Premio Nacional “Pío Víquez” de Periodismo en 2007 y dos veces el Premio “Jorge Vargas Gené-Óscar Cordero Rojas” en 1993 (compartido) y 2013. Su especialidad son temas de historia y estadística del deporte nacional, especializado en datos de selecciones nacionales de fútbol y de los futbolistas costarricenses que juegan en el exterior. Desde 1995 escribe la columna “Buzón de Rodrigo”, en la que responde consulta de los lectores. Tiene amplia experiencia en la cobertura de Mundiales de Fútbol en todas las categorías, así como de la Copa América 2011, la Copa de Oro del 2000 y la "Champions League" de la UEFA del 2000. Del 2010 al 2014 fue subeditor de Puro Deporte (“La Nación”), encargado de publicaciones deportivas especiales. Desde 1989 es corresponsal del semanario “France Football” de Francia y, desde 1990, integra la Federación Internacional de Historia y Estadísticas de Futbol en Alemania. A partir del 2007 es miembro del jurado mundial del “Balón de Oro”, de la revista “France Football”, para elegir cada año al mejor jugador del mundo.

Dejar una respuesta