Compartir

Comenzamos una nueva etapa en la vida deportiva de nuestro país. La información en “Crónica” se da con el ánimo no sólo de enterar a nuestros lectores del acontecer mundial y nacional, del deporte en general, sino con la finalidad de que podamos interactuar respetuosamente sobre diversos temas de interés, donde la objetividad nos ayude a mejorar el día a día. Escribiremos, ustedes y yo, de todo tema deportivo, pero con la seguridad de que nuestro deporte rey, el fútbol, acaparará mayormente nuestra atención.

LAS GOLEADAS DEL MIERCOLES 11. Sin duda, pocos esperaban que la “Liga” llenara de goles a los brumosos. (6-2). De igual forma, que Saprissa apaleara a Pérez Zeledón. (5-1). Esos 11 goles entre ellos, los catapulta a un primerísimo lugar que anima el “clásico” dentro de pocos días. Me gustó la actitud respetuosa de Oscar Ramírez, hablando bien de su oponente entrenador y del equipo cartaginés. Nada cuesta ser amable en la vida.  No me gustó la soberbia del señor Enrique Meza. Decir que la “Liga” no es un equipo del otro mundo, le costó caro. Por la boca muere el pez.

Como no soy entrenador, poco podría aportar a lo táctico y técnico del partido. Pero no es necesario serlo para apreciar la gran diferencia entre los dos equipos de Costa Rica con mayor realce; (Liga y Saprissa) y los otros 10. Lo dijo Meza: “no estamos a la altura de ellos, ni futbolísticamente, ni psicológicamente”. Por eso debió respetar y no decir que el equipo no era nada del otro mundo. Y menos, no aceptar la derrota diciendo “me equivoqué”. Cuando sostuvo su idea luego de esa derrota, “… sigo pensando que tampoco son nada del otro mundo…” reiteró Meza, no me queda más que concluir que lo psicológico del equipo que comanda no anda nada bien.

Saprissa jugó bien. Se debe analizar todo el partido y no algunos tramos para concluir que lo hizo a la altura.  Pérez tuvo orgullo deportivo porque perdiendo 3-1 mantuvo la esperanza. Así lo dijo Bryan Sánchez, expresando que luego vinieron algunos errores de concentración que no les permitió remontar el marcador.

Agrego algo más, nuestro campeonato no está a la altura de otros de alto nivel como España, Italia, Inglaterra, Francia, etc. No es posible que en la jornada 7 para la “Liga” sea la 6 para los demás y menos se justifica que sea la 5 para Herediano. Recuerden lo que pasó en el campeonato anterior. Y que no me vengan diciendo que es que “existen otros compromisos deportivos,” o excusas por las cuales las fechas de juego no se cumplen porque esas no son justificaciones en los otros países indicados, donde incluso juegan casi día de por medio.

Además basta ver todos los partidos en que no intervengan la “Liga” o Saprissa. Estadios con poco público cuya taquilla no da ni para pagar los gastos inmediatos. Por ahora, la inyección de dinero proveniente del mejor mundial que ha jugado nuestra selección ingresado a las arcas de la Federación de Fútbol, vino a darnos una bocanada de aire. Pero eso no será para toda la vida. El mismo no da para 12 equipos en Primera. Lo más 10. Asimismo, deben descender dos y ascender al  campeón de la segunda. Debe existir una triangular entre los dos últimos de la primera y el segundo de la categoría inferior. El que gane acompaña al campeón de ésta. Debemos pelear puestos para jugar, al estilo de los mejores eventos europeos, campeonatos regionales de clubes como Concachampions, a nivel de selección mayor, ganar la Copa de Oro y tener la esperanza de acceder a la Copa Libertadores y Copa América.

Otro tema. Preocupadas están muchos cuando el señor Herrera, Director de Selecciones, indica que nuestros jóvenes no poseen la técnica, ni la táctica que deberían tener a estas alturas del fútbol mundial. Jugadores que al parar un balón lo rechazan a más de un metro. O bien, al dar su pase lo envían muy lejos del receptor. No hay la menor duda de que hoy día los jugadores de fútbol deben ser atletas. Pero a la par de eso deben ser finos, precisos, y manejar el balón como si lo tuvieran pegado a su pie. Basta ver vídeos de Messi o Cr7. Y practicar hasta el cansancio para hacer lo mismo. Repito, imitar lo bueno nos hace bien.

Todos los nacionales que juegan en el extranjero están poniendo muy en alto el nombre de Costa Rica. Eso es una “marca país”, “esencial Costa Rica” dicen los exportadores. Nos conocen por no tener ejército, por nuestra  paz, por nuestras bellas mujeres y desde luego, y más luego del mundial Brasil 2014, por nuestro fútbol. Somos al final de cuentas, el país del “pura vida”. Pero cuidado. No nos confiemos y sigamos trabajando duro. Organización, leyes y reglamentos claros. Lo sucedido a Barrio México es una señal de alerta. No puede ser. Eso se llama inseguridad jurídica. Las reglas se deben cambiar al inicio o término de un campeonato, nunca durante el mismo.

Por ahora les invito a interactuar. Los temas son variados. Saldrán muchos de camino. Con respeto, con decencia, con “glamour”. Por el interés general.

Compartir
Artículo siguienteTenistas suspendidos por posible amaño
Pedro Beirute, Abogado y Notario Público, Expresidente de la Federación Costarricense de Fútbol (1998) Ligado desde 1975 a la Federación a través del antiguo Tribunal de Penas, Comisión Disciplinaria a la fecha. Conductor y productor del programa televiso El Abogado en su Casa. Especialista en Derecho de Familia.

Dejar una respuesta